Arriba

Sororidad en tiempos de la COVID-19

Sororidad en tiempos de la COVID-19

Recientemente nuestra presidenta, Elena Briongos, ha participado activamente en un webinar del cliclo ‘No estás sóla’, organizado por la Fundación Cermi Mujeres, donde ha querido trasladar su visión más personal como mujer con experiencia propia y residente en el ámbito rural ante la situación de aislamiento social que nos ha impuesto esta pandemia originada por la COVID19.

Compartimos aquí parte de su intervención con la que ha querido trasladar un mensaje de positivismo, solidaridad, unión y fortaleza; características intrínsecas del movimiento asociativo de la salud mental.

 Lo primero que quiero es agradecer  la oportunidad de hacer estas reflexiones desde casa, desde ‘una mesa-camilla’, espacio donde curiosamente , en la niñez, nos reuníamos mujeres de diferentes generaciones y donde aprendíamos unas de otras.

 Nos enfrentamos a diferentes situaciones y formas de vivir debido a este confinamiento, pero quiero transmitir la parte positiva, el aprendizaje acelerado que todas hemos realizado.

Elena Briongos, presidenta de la Federación Salud Mental CyL

 Hemos acatado las normas, hemos escrito, cocinado,compartido, cuidado y algunas, han trabajado en primera línea. Para todo se necesita fuerza, voluntad y ganas.

 También nos ha recorrido un sentimiento de solidaridad y apoyo mutuo a través de: mensajes, whatsapps, llamadas de teléfono, poesías, juegos on-line…

 La mayoría de las mujeres de las que hablo hemos estado “confinadas” en un psiquiátrico. Por eso y porque el sufrimiento interno, que muchas hemos superado, imprime carácter, nos hemos adaptado a las normas y nos hemos permitido disfrutar de cualquier pequeño haz de luz que nos llegaba.

 Me gustaría poner de relieve, más aún en estos momentos, la existencia de la Red Estatal de Mujeres de Salud Mental ESPAÑA a la que pertenezco. Creada en el 2018, se encuentra integrada por 25 mujeres representantes de los distintos territorios del estado. La última actividad que hemos desarrollado ha sido una videoconferencia con S.M. la Reina Letizia, a la que comunicamos, más o menos, lo que aquí estamos explicando: cómo las mujeres con experiencia en primera persona nos enfrentamos a esta difícil situación.

 Además, podemos decir que existe otro soporte que todas nosotras hemos tenido; esa otra Red que constituyen todas las asociaciones de Salud Mental. Instituciones que están por todo el país y que, a pesar de tener los espacios físicos cerrados, han mantenidos su actividad día a día con conexiones telemáticas, talleres y consultas por ordenador y whapsap,  y también atención presencial de asistentes personales, en viviendas tuteladas y residencias que han seguido abiertas, a pesar del riesgo evidente que suponía hacerlo.

 Para acabar, decir que debemos mantener y potenciar  el autocuidado y apoyo mutuo y ese espacio, sea una mesa camilla o cualquier otro lugar, de respeto y sensibilidad para compartir experiencias personales y sentirnos comprendidas y apoyadas.

Sin comentarios

Deja un comentario

*